I Concurso de Cartas de Amor "Villa de Bolaños"

 Inicio | Correo | Contacto | Noticias | Mapa web
Biblioteca pública municipal >> I Concurso de Cartas de Amor "Villa de Bolaños"

Acta del I Concurso de Cartas de Amor "Villa de Bolaños"

acta_concurso_cartas_amor.pdf

Obra ganadora en la modalidad adulto

"DE  INSTANTES  DONDE  EL  AMOR  SE  ESCRIBE" de D. Amando García Nuño

      _____________________________________________

Carta primera: Despedida

                Querido F.:

                Ignoro siquiera si llegarás a leer estas palabras. No sé, incluso, si tendré tiempo de terminarlas. Dentro de unos minutos, la compañía abandonará este pueblo. M. y yo partiremos con ellos. A perpetuar otra vez la misma farsa. A seguir representando disparatadas comedias por tablados inmundos. A continuar provocando risas de entresuelo entre ciegos espectadores sin rostro. A intentan olvidar, es mi caso, que en algún lugar –lejos de esta nómada locura de los cómicos- permanece un hálito de felicidad estable. Un rostro sereno, reflejo de un amor acunado al lado de la lumbre.

               Porque hace frío, querido F., sobre todo en las cavernas de los corazones que no tienen arraigo. Tú lo descubriste, lo sé bien, el primer día que viniste a ver la representación. En un lateral de la segunda fila del patio de butacas, una señal de tus ojos me advirtió del peligro. O de la oportunidad, quién podía saberlo.  No celebrabas los enredos con ebrias carcajadas. No aplaudías los requiebros bufos sobre mesas camillas impostadas. No reías, como el resto del auditorio, los manidos chistes de dudosa picardía, ni celebrabas las sonoras disputas de aburridos matrimonios entre los telones del tedio… Aburridos matrimonios sin ensayo... Ya ves, M. y yo sobre las tablas, también, de la vida.

               A ti, las veleidades de alcoba no te interesaban. Pero volviste. El siguiente día, y el otro, y todos los demás. Hasta que una noche, a la salida del teatro, disimuladamente te dirigiste a mí. Fue todo muy rápido. El contacto de tus labios en mi mejilla, un balbuceo de disculpa, unas palabras de consuelo… Huiste del vestíbulo enseguida, pero me quedó un aura de sueños interpretados fuera de telón. Un lazo en los maniquíes del amor ausente. Un hachazo a las sombrías certezas del hastío.

                Lo que averigüé de ti no varió mucho las cosas. En un pueblo, aunque sea grande como éste, todo se sabe. Descubrí que vivías sólo, que enviudaste hace dos años, y que tu esposa era una mujer no especialmente hermosa, aunque eso sí, cariñosa y valiente. Alguien me dijo que todo en ti había terminado con la última paletada sobre el ataúd, una mañana de otoño. Pero yo sabía que la vida tiene encrucijadas sorprendentes, recodos del camino entre sueños, senderos ignotos al absurdo capricho de las almas…Lo confirmaba cada noche, mientras representaba mi cotidiano papel de mujer engañada, y tú –en un lateral de la segunda fila- me traías el aroma de primaveras verdecidas. El murmullo del amor al margen del teatro.

               Nada podrá ser. Seguramente, nada queremos que sea. Yo partiré y tú me olvidarás. Así suele pasar en el teatro de la vida. Pero me gustaría –y por eso te escribo- que te quedase esta difusa huella de un amor aventado a contratiempo. Por si te sirve en los oscuros rincones de la ausencia. Adiós. No cometeré el error de despedir mi carta con un “te quiero”. Además, llaman a la puerta. Sin duda es M., que viene a decirme que nos vamos de este lugar. Que ya se acaba el sueño perfilado al otro lado del espejo de la realidad… Desenlace y mutis…Como siempre…

Carta segunda: Ruego

                   Señor M.:

                   Le envío estas líneas a escondidas de ella. Intuyo que nuestra huída habrá resquebrajado los cimientos de su matrimonio. Quizás también haya diluido, en parte, la compañía de cómicos que era su sustento. Y, a fin de cuentas,  hasta su propia vida.

                  Y sin embargo, ya ve, pongo nuestro futuro en sus manos. Le adjunto la carta que ella me estaba escribiendo cuando –en un absurdo arranque de valor- me presenté a ofrecerle la huída. Por hacer una broma fácil y seguramente inoportuna, pongo las cartas sobre la mesa.  Señor M…, si después de leer ambas, usted nos denuncia, todo podrá volver a ser como antes. Ella retornará con usted, dispuesta claro, a fingir un matrimonio con su reconocida profesionalidad, como finge tantos disparatados papeles sobre cualquiera de esos tablados de provincias.

                     Pero, piénselo bien, aún hay una posibilidad de salvación para ella. Para todos, quizá. Sé bien que usted la quiso con locura. Y por la difusa huella que ahora deshoja el desamor en los alveolos del recuerdo, le pido que tome la decisión que reafirme aquel ayer, que deposite un hilo de esperanza en las maletas de esa mujer que alguna vez guardó en ellas con el mismo ardor pasiones y calcetines. Que alguna vez, le amó, también a usted. Antes de poner la denuncia, señor M., piense otra vez en ella. Como entonces. Luego, al albur del tiempo recobrado, decida en conciencia. O mejor, decida en corazón. En la vigilia de los condenados, ambos estaremos esperando.

                     Suyo afectísimo, F.

Carta tercera: Declaración

                    El abajo firmante, LGN, de 53 años, sin profesión conocida, declara:

Que la noche de autos, cuando intentaba calentarme al calor de unos cartones, junto a la plaza del lavadero, vi al mencionado señor M. tambaleándose sobre el empedrado. Llevaba en las manos dos sobres, lo vi muy bien. Estrujó uno de ellos y lo arrojó al pilón. Miró el otro con fijeza, como si no lo entendiera. Luego sacó un mechero del bolsillo  y –lentamente- lo quemó. Nada volví a saber de ese hombre, sargento, se lo juro… Si ha desaparecido, yo no tengo nada que ver… No volví a verle…Pero, a la luz rojiza de aquella pequeña hoja ardiendo, me pareció que el señor M… Soy un vagabundo, es cierto, pero debe creerme, yo apenas había bebido… Le juro por mis muertos, sargento, que el señor M… estaba llorando.  

Lema: Martín de Arranz

Autor de la obra

Autor: D. Amando García Nuño.

Fecha nacimiento: Madrid, 12 Septiembre 1955. Segoviano de trece generaciones.

Licenciado en C. de la Información (Periodismo). Estudios Ciencias Químicas

Colaborador en medios radiofónicos y publicaciones literarias.

Numerosos premios literarios de prosa y verso. Los más recientes:

Villa de Loeches - Loeches

Cueva de Montesinos - Ossa de Montiel

Justas Poéticas de Dueñas - Dueñas

Fundación Progreso y Cultura - M adrid

María Giralt  - Valdemorillo

Ciudad de Jerez - Jerez de los Caballeros

Verbo azul - Alcorcón

Letras de Baños – Baños de Montemayor

Grupo Literario Aldaba – Argamasilla

Especial 550 aniversario – Paradas

Cartas amor y desamor – Almuñécar

Huerta San Lorenzo  -  Segovia

Casino Ferrolano - Ferrol

At Fontes de la Cueva Negra – Fortuna             

Juan Cervera – Lora del Río                               

Dulce Chacón - Zafra                                   

Rodrigo Manrique – Siles

Pepa Cantarero – Baños de la Encina

Luis Ayuso del Pozo - Abades

Fernando García de la Cuesta - Boecillo

Colectivo Ataecina – Terrassa

Victoriano Crémer - Basauri

Poeta Pastor Aycart - Beneixama

Gertrudis Gómez de Avellaneda - Sevilla

Historias jamás contadas - Elda

Asociación El Timón - Puertollano

Peña los Tranquilotes - Carmona

La lectora impaciente - Gandía

Asoc. la Chorrera – Valverde de la Vera

Villa de Cantimpalos – Cantimpalos          

La del galán de Lope – Membrilla

La Fonte del Cai - Ribadesella               

Sebastián Cuevas – Córdoba

Colectivo Ataecina - Terrassa

Molino de la bella Quiteria – Munera

Asociación Idem - Brenes

Publicado el libro de relatos “El otro que me habita”                                        

 Aviso legal | Requisitos técnicos | Créditos | Buscador